26/7/12

Diario Quenda 5


DÍA 1: El primer atardecer a 180 m sobre el  mar:
Tras nuestra llegada a las Islas nos instalamos, tomamos contacto con la arena y el agua de la playa de Rodas. ¡¡¡ Qué fría está!!!. Después de refrescarnos cogimos fuerzas y empezamos a ascender recogiendo Artotheca y basura que estaba alrededor del camino. Tras una calurosa subida hicimos nuestra primera parada en A Pedra da Campá. A medida que ascendíamos íbamos descubriendo la fauna escondida entre la vegetación (conejos, gaviotas y sus crías, lagartos, insectos…). Estábamos llegando al final de nuestro camino cuando tuvimos la suerte de ver una gaviota albina. Al llegar a la cima estuvimos esperando la puesta de sol tan espectacular desde el Faro. ¡!!!!!SORPRESA TELEFÓNICA!!!! Podemos ir a la Isla Sur. 

2º Día: Paraíso deseado: Isla de San Martiño
Comenzamos con un energético desayuno y bajamos al muelle de Carracido para embarcar hacia el esperado destino. Tras disfrutar de la belleza de la playa nos adentramos como en una selva hacia las ruinas de un antiguo molino. Al final de la ruta llegamos a la ensenada do Muíño donde retiramos Conyza Canadensis y empezamos a limpiar resudios de las rocas entre los que encontramos  poliespam, redes, botellas de plástico, restos de embarcaciones, chapapote y mas...


También encontramos excrementos de visón y trampas. Vimos una balsa de cormoranes y otra gaviota albina en la playa y escuchamos el chillido del pájaro ratonero. Retiramos dos sacos de Uña de Gato y nos encontramos sintasol con pegamento con restos de una rata, moscas y crisálidas. Y pasamos el resto del día disfrutando de la playa y de la  visión distinta del resto de las Islas.

3º día: El día que la niebla y el radio faro no pudieron estropear.
Amanece nublado, diferente a lo que las islas nos tenían acostumbrados. Acompañados con el griterio de las gaviotas, salimos el equipo de limpieza de Arctotheca hacio el faro de Porta. Aparte de los residuos habituales también eliminamos Conizas canadienses y¡ sorpresa! Excremento de gato!. Llegamos al campamento base para descansar y reponer fuerzas con una buena siesta.

4º día: El día de la Arctotheca y los Vigilantes del metro.
La niebla persiste, hoy toca ir hacia la Isla de Monte Agudo, de camino hacemos un alto para observar los peces del lago y reconocer la vegetación dunar y encontramos una muda de serpiente. A medida que avanzábamos en nuestra tarea observamos secándose un cormorán, llegamos al quemadoiro, y al faro de Monte Agudo o do Peito, disfrutando de sus acantilados y de la Furna. Regresando al campamento “¡Papá, mira a los vigilantes del metro! “… en alusión a nuestro atuendo. Así, entre risas, llegamos al camping para una merecida comida. Por la tarde, entre adivinanzas y un café, avistamos sobre nuestras cabezas una abubilla.




5ºdia:Último día y pala en mano
Hoy nos dedicamos a limpiar el camino de arena para que los próximos visitantes puedan pasar con los carros. Vinieron a hacer un reportaje los Faro de Vigo y les contamos nuestra experiencia. Les enseñamos como retirar Conyza y no podíamos parar: ¡¡¡¡Qué vicio!!!!! y con mucha pena después de haber aprendido tanto en estos días, vuelta a casa. Muchas gracias por haber aprendido un montón de cosas.